​Tres trabajadores temporales del Ayuntamiento de Montilla solicitan que se les vuelva a contratar

Estos tres montillanos de entre 45 y 55 años y tres años en situación de desempleo consiguieron, a través de los Servicios Sociales del Ayuntamiento de Montilla optar a un puesto de trabajo del Plan de Empleo Municipal, que está destinado a beneficiar a desempleados de larga duración y a personas en riesgo de exclusión social. El empleo de peón de albañilería contaba con una duración de un mes, prorrogable a dos meses más si se pasaba el tiempo de prueba.

Estos trabajadores narraban a los medios de comunicación que conocieron “no de forma oficial” la existencia de un informe por parte de un técnico del Ayuntamiento que recogía la negativa a la prórroga del contrato por “bajo rendimiento en el trabajo”. Por ello, ambos reclaman “justicia” ya que consideran que este informe les ha tratado de forma injusta.

Los tres comenzaron el trabajo el pasado 28 de julio y aseguran que “no recibieron ninguna notificación de que el trabajo se estuviera haciendo mal”. Manuel Molina, de 55 años y con dos hijos, aseguraba que “no se nos ha informado de nada, nos ha pillado por sorpresa”.

En este sentido, los trabajadores mostraron su inquietud acerca de la influencia que este informe negativo pudiera tener de cara a una futura contratación. “Tenemos una vida laboral larga y no sabemos cómo nos han medido en el trabajo”.

Este hecho ha generado además crispación en el seno de sus familias ya que veían en este trabajo una oportunidad para volver al mercado laboral. Ahora, lo que solicitan al Ayuntamiento es que se retire este informe, que ha sido además ratificado por el técnico que lo emitió, y que vuelva a estar operativo el contrato de trabajo por dos meses más.

Esta mañana el alcalde ha respondido a estos hechos, señalando que vuelven a ratificarse en el informe elaborado por el técnico. Además ha incidido en la profesionalidad del personal del Ayuntamiento a la hora de emitir informes y desarrollar su trabajo. “El informe ha vuelto a ser ratificado por el técnico”.

Federico Cabello de Alba ha insistido en que los trabajadores conocían que la duración del contrato era de un mes, prorrogable a dos meses más y que no era necesaria la firma del cese del mismo, ya que se firmó con fecha de fin de un mes.

Por último, ha asegurado que este informe que señala el “bajo rendimiento de estos trabajadores” no tendrá repercusión de cara a futuras contrataciones en el Ayuntamiento.

Menú