El PSOE critica el abandono que presentan algunas zonas de la ciudad

rafelllamas
Rafael Llamas

El portavoz
del Grupo Municipal Socialista, Rafael Llamas, ha señalado hoy en una rueda de
prensa el abandono por parte de la corporación que sufren algunas zonas de
la  ciudad. Llamas ha remarcado que los
vecinos de Montilla han presentado en numerosas ocasiones sus quejas en los
registros municipales, “y no han sido subsanadas por parte del Consistorio”.

 

En este
sentido, Rafael Llamas subrayaba que la corporación se encuentra gestionando
dinero público “de mala manera”, lo que supone en definitiva “un mal gasto”.  Con esta afirmación, el concejal socialista
Rafael Llamas se ha hecho eco del malestar ciudadano “ante un gobierno
municipal que no gobierna, a pesar de un gasto público que, puesto que no da
resultados, lo podríamos calificar más correctamente de malgasto.”

 

Cuando el
alcalde comenzó su mandato, “pidió tiempo para tomar medidas”, por lo que el
portavoz socialista reclama que se tomen medidas. Llamas ha lamentado que el
deterioro que sufre la ciudad esté “llegando a momentos alarmantes por las
falsas promesas”. Entre los ejemplos aportados por el grupo socialista destaca el
aspecto de la pista de atletismo.

 

Acerca del
inventariado y los 10.000 euros

Rafael
Llamas también se ha referido a las declaraciones vertidas en rueda de prensa
por la Teniente de Alcalde de Desarrollo Urbano, Ana Belén Feria, acerca de las
labores de inventariado de los almacenes municipales y la cantidad de 10.000
euros de beneficios obtenidos por la venta de material fungible.  “La señora Feria no ha dicho que este
trabajo se ha hecho contratando expresamente a una persona durante más de dos
años, al margen de la plantilla de personal prevista en ese momento, y cuyo
coste le ha supuesto al Ayuntamiento más de cincuenta mil euros”, ha indicado
Rafael Llamas, para quien este ejemplo, “con un saldo negativo de más de
cuarenta mil euros, pone de manifiesto la mala gestión y el despilfarro de
dinero público al que nos tienen acostumbrados el Partido Popular para luego
exigir a los ciudadanos sacrificios e imponer recortes.”

 

Línea Verde

Así mismo,
Llamas ha cuestionado la utilidad práctica y la rentabilidad del gasto que al
Ayuntamiento de Montilla le supone el contrato con la empresa que presta el
servicio llamado Línea Verde, “de cuyos resultados nada sabemos porque no se
está informando al resto de la Corporación y donde las quejas vecinales
demuestran que este servicio no funciona y es un ejemplo más de la ligereza con
que el Partido Popular gasta dinero público cuando está gobernando”.

Menú