La Junta realiza un simulacro de incendio forestal en Córdoba para probar el plan de emergencia y fortalecer la cooperación entre los operativos

image1_1
Foto: cedida.

La Consejería de Justicia e Interior de la Junta de
Andalucía, junto a la de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, a través
de sus respectivos servicios de emergencia, han realizado hoy un simulacro de
incendio forestal en el entorno de la carretera de Trassierra, en Córdoba
capital, con el objetivo de verificar el desarrollo operativo del plan de
emergencia, fortalecer la coordinación entre los operativos y reforzar el
trabajo en el Puesto de Mando Avanzado para estar preparados en caso de
situaciones reales.

 

La Delegación
del Gobierno de la Junta ha dirigido esta simulación que ha sido coordinada por
los servicios de protección civil y Emergencias
112 de la provincia,
en colaboración con los de extinción de incendios
forestales y técnicos de Medio Ambiente del Plan
Infoca.
Con esta práctica se ha analizado y probado la operatividad del
Plan para optimizar todos los servicios y recursos que intervienen en la
gestión de una situación de riesgo real. Además,  a la luz de las lecciones aprendidas en el
simulacro llevado a cabo el año pasado en la sierra cordobesa, en esta ocasión
se ha prestado especial atención a la actuación en el Puesto de Mando Avanzado.

 

El simulacro
se ha desarrollado en una zona catalogada como interfase, es decir, enclaves
donde los núcleos poblacionales se encuentran en espacios forestales o próximos
a ellos con el propósito de planificar y evaluar las actuaciones y medidas
necesarias para actuar de forma rápida y eficiente. El lugar escogido ha sido
al sureste de la urbanización El Cruce, en la unión de las carreteras CO-3314 y
CO-3402.

 

Con la
simulación se ha probado también las actuaciones para garantizar la seguridad y
protección de la población y sus bienes en el núcleo de viviendas diseminadas
de Torrehoria, al igual que en convento próximo. Ambas albergan durante el
verano una población aproximada de 400 personas.

        

Este tipo de
ejercicios es necesario para poner a prueba todos los mecanismos del sistema,
estar preparados ante situaciones de riesgo real y dar respuesta rápida y
certera a los ciudadanos en caso de emergencia real.

 

Activación los niveles 1 y 2        

        

El simulacro
ha comenzado a las 10:00 horas de la mañana con un fuego simulado al sureste de
la urbanización El Cruce, en Córdoba capital. La proximidad de viviendas en El
Cruce y Torrehoria ha provocado la activación del nivel 1 del Plan de
Emergencias en su fase Provincial -nivel en el que existe riego potencial para
las personas o los bienes de naturaleza no forestal- y se ha procedido al
despliegue del Puesto de Mando Avanzado (PMA) para la coordinación de la emergencia
en las dependencias del Centro Operativo
Provincial (COP) de Infoca de Córdoba, situado en la carretera CO-3408 en

el kilómetro 6,5 de Los Villares.

 

La práctica
ha simulado la evacuación parcial de viviendas en las urbanizaciones de El
Cruce y Torrehoria, junto al confinamiento de un convento próximo y la
asistencia sanitaria a cinco personas intoxicadas por humo y quemaduras. El
recrudecimiento del incendio ha implicado la activación del nivel 2 del Plan de
Emergencias a las 11:55 horas, referido a aquellos incendios para cuya
extinción es necesario que, a solicitud de la
dirección del plan, sean incorporados medios extraordinarios estatales.

 

El
Puesto de Mando Avanzado constituye un elemento esencial para el seguimiento y
control de las actuaciones de emergencia y cuenta con la participación de todos
los intervinientes. Para ello, dispone de una amplia infraestructura que da
soporte a las actuaciones de análisis y seguimiento. Medio Ambiente ha
instalado la Unidad de Meteorología y Transmisiones (UMMT) y la Unidad de
Análisis y Seguimiento de Incendios Forestales (UNASIF).

 

En la ejecución del simulacro ha participado
medio centenar de efectivos de los diversos medios y recursos que integran el conjunto del Plan Infoca, tales como:
Emergencias  Andalucía (Protección Civil
y 112), efectivos y técnicos de extinción de Medio Ambiente, Fuerzas y Cuerpos
de Seguridad (Guardia Civil, Cuerpo Nacional de Policía y la Unidad de la
Policía adscrita a la comunidad), servicios sanitarios de la Empresa Pública de
Emergencias Sanitarias (EPES), Policía Local, Bomberos del Ayuntamiento de
Córdoba y de la Diputación provincial.

 

Objetivos de
estudio

 

Durante la
realización de la simulación, se ha comprobado la correcta instalación del PMA,
la activación de los operativos y organismos, la movilización de los medios y
la comunicación entre la estructura del plan.

 

Se ha
evaluado la operatividad de cada uno de los servicios participantes, la
eficacia y uso de los estudios de Interfaz Urbano-Forestal (cartografías
elaboradas para el conocimiento del terreno), la comunicación interna de las
estructuras de coordinación, los tiempos de despliegue de estructuras, los
avisos a la población y las medidas de protección (tales como reunión,
confinamiento o evacuación).

        

Una vez
concluido el simulacro sobre las 13:15 horas, se ha abierto una fase final de
evaluación para elaborar un análisis de las actuaciones llevadas a cabo y
extraer unas conclusiones que ayuden a la preparación y formación de los
operativos en caso de emergencia real.

 

Con este
ejercicio, la Junta cumple lo establecido en la legislación vigente (Decreto
374/2010 del Plan de Emergencia por Incendios Forestales de Andalucía Plan
Infoca) que considera necesario comprobar la eficacia de las estructuras
organizativas y los procedimientos mediante ejercicios y simulacros, para lo
que se deben planificar prácticas en las que participen los grupos operativos
intervinientes.

 

Los
simulacros pretenden, desde una perspectiva global e integradora, coordinar la
actuación de todos los operativos que participan en la resolución de la
emergencia, habilitar medidas de protección adecuadas y establecer una
estructura organizativa y unos procedimientos de actuación que permitan dar una
respuesta rápida y eficaz a los ciudadanos en caso de cualquier eventualidad de
riesgo.

        

        

 

Menú