SATSE denuncia ante la Fiscalía a los gerentes de los Centros Sanitarios

El Sindicato Profesional de la Enfermería SATSE-Córdoba, se ha visto obligado a denunciar ante la Fiscalía el incumplimiento a sabiendas de las resoluciones judiciales dictadas por TSJA sobre la aplicación de las 37,5 horas semanales.

SATSE recuerda que el SAS, a través de los Directores Gerentes de cada Hospital y Distrito Sanitario de Atención Primaria, dictó la aplicación de manera impositiva de las 37,5 horas semanales, lo que viene obligando desde hace 3 años, a que cientos de profesionales realicen 12 horas de trabajo ininterrumpido en los turnos fijos diurnos, y en cuanto a los profesionales de turnos rotatorios o nocturnos, a la pérdida de 7 y 4 días de descanso respectivamente.

Este comportamiento con las 37,5 horas fue impugnado judicialmente por SATSE-Córdoba, dándole la razón el TSJA en todos los Centros Sanitarios de la provincia de Córdoba. Si bien, continua SATSE, los Directores Gerentes de los Hospitales y Centros Sanitarios de Atención Primaria se niegan a cumplir y ejecutar dichas Sentencias, en un claro acto de rebeldía antidemocrática, inconcebible en una democracia, donde las Leyes y las resoluciones judiciales como las Sentencias han de cumplirse, mucho más si quién ha de hacerlo son los Directivos de la Sanidad Pública de la Junta de Andalucía.

A pesar de todo ello, afirma SATSE, el SAS y después de casi año y medio, desde la primera Sentencia firme, continúa sin ejecutarlas y por tanto continúa obligando a los profesionales de Enfermería y al resto de trabajadores, a desarrollar las 37,5 horas en una clara situación de ilegalidad y en contra por tanto de lo dispuesto en las diversas Sentencias del TSJA.

SATSE traslada en su denuncia ante la Fiscalía que se pudiera estar en presencia de algunos de los tipos previstos en el Art. 40 y siguientes del Código Penal, por una situación de desobediencia al cumplimiento de las Resoluciones Judiciales.

SATSE asevera que el SAS utiliza pretextos inaceptables para justificar el incumplimiento de las sentencias, tales como que su cumplimiento requiere de diversos trámites administrativos y gestores que se dilatan en el tiempo; lo cual asevera SATSE es una provocación y una sirvengonzería en toda regla, pues las sentencias son firmes y deberían haberse cumplido desde hace casi dos años. En este sentido recuerda SATSE, que cuando se dictó el Decreto 1/2012 para imponer las 37,5 horas, fueron breves fechas las que se tardaron en organizar todo por su aplicación inmediata en todos los centros sanitarios, alterando todos las condiciones de trabajo, turnos, horarios, sistema de trabajo, etc, de más de 9.000 trabajadores, entonces sí fueron diligentes los Directivos de los centros sanitarios, pero ahora para cumplir las sentencias que anulan la aplicación de las 37,5 horas y después de casi dos años con sentencia firmes, no es tiempo suficiente para poder aplicarlas, casi dos años.

Para el Sindicato de Enfermería es absolutamente inaceptable y propio de Administraciones Bananeras, que los Directores de los Centros Sanitarios de la Junta de Andalucía se nieguen a cumplir las Sentencias del TSJA y que además ello no les genere consecuencia alguna establecida por los propios Tribunales. Sin olvidar el ejemplo vergonzoso lleno de soberbia que la Junta de Andalucía está dando con los profesionales de la Sanidad Pública y también ante el conjunto de la sociedad cordobesa y andaluza, negándose a respetar y cumplir lo que los Tribunales establecen, en un claro ejercicio de prepotencia y desprecio a la Justicia.

Finaliza SATSE, afirmando que la situación es patética e inaceptable y que en su escrito a la fiscalía pide, ante el atropello que por parte de los Directores de los Centros Sanitarios significa su comportamiento con la Justicia en Andalucía, la intervención de la misma y la adopción de medidas y depuración de las responsabilidades que procedan.

Menú