​Los informes técnicos apuntan que el derrumbe del muro de acceso al Castillo se produjo por accidente

caidamurocastillo.jpg

Esta mañana, el alcalde de Montilla, Federico Cabello de Alba junto a la Teniente de Alcalde de Desarrollo Urbano han explicado los resultados de los diferentes informes técnicos elaborados por el propio Ayuntamiento y jefe de la obra en los Muros de acceso al Castillo.

El pasado viernes en torno a las 15:15 horas, se derrumaba uno de los muros, no causando daños personales. Desde el 27 de septiembre, en esta zona se estaban realizando obras de drenaje y de adecentamiento en estos muros, que presentaban un mal aspecto por las humedades del drenaje de los propios muros. La Delegada de Desarrollo Urbano señalaba en una visita a estas obras que “se estaban cumpliendo todas las medidas de seguridad requeridas”. En cuanto a la posible causa que venciera a los muros, se apunta a las fuertes lluvias del jueves, que fueron el detonante de este suceso.

Cabello de Alba ha manifestado que “en todo momento se cumplían las normativas de seguridad por parte de la empresa adjudicataria”, además, a modo de anécdota señalaba que había visitado un inspector de la Fundación Laboral de la Construcción días antes que certificaba estas medidas.

Respecto a la grieta que observan los operarios, Cabello de Alba ha señalado que “no fue la causante del derrumbe, ya que se vino abajo por la parte inferior y la grieta estaba en la parte superior”. La existencia de esta fisura no fue comunicada por parte de los responsables, ya que según el alcalde “no tenía mayor importancia”. Sin embargo, fue el ensanchamiento de la grieta lo que hace poner en conocimiento de los Servicios Técnicos la necesidad de actuar en la misma, actuación que no logra ponerse en marcha porque el muro cedió antes de poder arreglar la misma.

Por otro lado, el alcalde insistía en que las medidas de seguridad a posteriori se realizaron de forma correcta, desalojando el lugar y con la suerte de “no lamentar daños personales, que podrían haber sido fatales”.

En la zona se ha procedido a retirar los escombros y a limpiar la calle. Además está previsto que se aplique cemento en los taludes que se han creado para evitar escorrentías de tierra. El alcalde informaba además que se iba a rescindir el contrato con la empresa montillana encargada de la obra, “puesto que el objeto de la obra ha desaparecido”, y ha indicado que se gestionará con Diputación, entidad que ha aportado los fondos, para darle otra salida, como por ejemplo sumarlos a la parte del Proyecto Solera que pretende actuar en los exteriores del Castillo.

Menú