El IAJ promueve una campaña para informar a los jóvenes sobre los centros privados de enseñanza no reglada

El Instituto
Andaluz de la Juventud (IAJ) ha puesto en marcha en colaboración con la Unión
de Consumidores de Andalucía una campaña de información sobre centros privados
de enseñanza no reglada. En su presentación han participado hoy en Córdoba el
coordinador provincial del IAJ, Alberto Mayoral, y el presidente de la Unión de
Consumidores de Andalucía (UCA-UCE), Juan Moreno.

 

Durante la
rueda de prensa, Mayoral ha destacado la importancia de que los jóvenes
andaluces cuenten con la información necesaria y conozcan los requisitos que
deben cumplir los centros privados que imparten enseñanzas que no conducen a la
obtención de un título con validez oficial.

 

Las
dificultades para acceder al mercado laboral han supuesto que muchos jóvenes
opten por seguir formándose para lo que recurren en muchos casos a centros
privadas de enseñanza no reglada. Estos centros ofrecen normalmente una
formación de calidad a sus alumnos si bien es fundamental asesorarse a la hora
decidir matricularse en una acción formativa para evitar la posibilidad de ser
víctimas de una publicidad engañosa o de una información incompleta.

 

A través de
esta campaña que va dirigida jóvenes de entre 14 a 30 años se pretende informar
sobre las características de este tipo centros, se alerta sobre la necesidad de
conocer el contrato y el folleto informativo, se recuerda prestar especial
atención sobre las condiciones de financiación del curso que se va a contratar
y se informa de cómo tramitar una reclamación en caso de ser necesario.

 

 

Para ello,
dentro de la campaña, se han editado 10.000 folletos con información básica
sobre este tipo de centros y las recomendaciones básicas que se deben seguir y
se ha publicado un artículo en la revista de atención al consumidor ‘Sucede’
que edita la Unión de Consumidores. Se ha habilitado además un servicio de
asesoramiento en las oficinas provinciales de esta organización así como en la
sede regional.

 

Entre las
principales recomendaciones que recoge la campaña destaca el hecho de que se
examine detenidamente el contrato antes de la firma y se compruebe que su
contenido se corresponde con lo acordado previamente y con la publicidad; se
exija una copia del contrato firmado y de todos los documentos que lo acompañen
así como un justificante de los pagos realizados; y se compruebe la entrega de
los materiales que se van a utilizar durante el curso.

 

Igualmente,
otro consejo importante es, según la UCA-UCE, conservar una carpeta con toda la
documentación facilitada, incluyendo la publicidad del curso y del centro de
enseñanza y cerciorarse de que el contrato no faculta al centro de enseñanza
para la cesión o subrogación de un crédito financiero, salvo que la persona
usuaria otorgue su consentimiento expreso.

 

En 2013 la
Unión de Consumidores de Andalucía registró en la provincia de Córdoba en torno
a 200 reclamaciones relacionadas con estos centros formativos, fundamentalmente
en las áreas de idiomas y nuevas tecnologías.

 

 

 

Menú