El PP lamenta que la Junta de sepultura definitiva a la Autovía del Olivar en la provincia de Córdoba


Sede_Molina
Foto. cedida

El secretario general del Partido Popular de Córdoba, Adolfo Molina,
ha lamentado que el gobierno de la Junta de Andalucía de Susana Díaz haya dado
sepultura definitiva a la futura Autovía del Olivar, que debía transcurrir en
gran medida por la provincia de Córdoba.

 

Molina ha hecho estas valoraciones tras conocer el anuncio de la
propia Agencia de Obra Pública de la Consejería de Fomento y Vivienda, que
dirige la cordobesa Elena Cortés, de que el tramo Estepa-Lucena de esta autovía
no se ejecutará por carecer de presupuesto para el presente ejercicio. “No es
nada nuevo, ya que desde el Partido Popular hemos venido denunciando desde hace
mucho tiempo la intención de la Junta de no ejecutar esta infraestructura tan
necesaria para el sur de la provincia de Córdoba; pero no por sabido es menos
doloroso este nuevo atropello a nuestra provincia”, dice.

 

“Es una vergüenza que
después de haber tenido dos Consejeras de Fomento cordobesas en la Junta de
Andalucía, primero Rosa Aguilar y ahora Elena Cortés, esta infraestructura
vital para el desarrollo, crecimiento económico y de futuro del sur de la
provincia de Córdoba siga siendo solo un proyecto inacabado”, afirma Molina.

 

Esta
carretera es una promesa electoral de la Junta desde los años 90, además de ser
una competencia al 100% de la administración autonómica, donde no tienen
compromisos presupuestarios otras administraciones. Estaba incluida dentro 
del  Plan de Infraestructuras para la Sostenibilidad del Transporte (PISTA)
con un horizonte de finalización de 2012.

 

La obra tenía una dotación económica de 307
millones de euros, y fue la propia Consejería de Fomento quien impuso el
procedimiento de colaboración público-privada para su ejecución. “Primero la
Junta inventa un sistema de financiación público-privada para tapar la nefasta
gestión de las infraestructuras públicas en Córdoba y Andalucía, para más tarde
renunciar a este sistema, echando por tierra el trabajo de varias uniones de
empresas que habían iniciado los trámites para la licitación, tirando a la
basura los 4.500 empleos que la construcción de esta autovía iba a dejar en
nuestra provincia, y postergando al sur de Córdoba a su necesidad de contar con
carreteras de primera para generar desarrollo económico y riqueza”.

 

Este
hecho deja ver a las claras la falta de planificación de la Consejería de
Fomento y Vivienda de la Junta, cuando plantea la ejecución de una obra y en
solo tres años desiste de hacerla. “Vivo reflejo de la política de Susana Díaz
basada solo en la foto y el anuncio, pero con una gestión vacía, sin rumbo ni
proyecto”, dice.

 

Este
caso es otro ejemplo de la política de recortes e incumplimientos de la Junta
de Andalucía de PSOE e IU en la provincia de Córdoba, donde existen más de 100
casos de infraestructuras no ejecutadas, promesas incumplidas, proyectos
paralizados por un gobierno autonómico que lleva más de 30 años en el poder
derrochando el dinero público en asuntos turbios, preocupado solo por mantener
su sillón en San Telmo y por tener satisfecha a la administración paralela que
lo sostiene, concluye Adolfo Molina.

 

 

Menú