La Junta incrementa hasta el 1,4% la previsión de crecimiento del PIB en Andalucía para este año

images_153_1
foto: cedida

La Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo ha revisado al alza la previsión de crecimiento de la economía andaluza en 2014 para elevar el incremento real del Producto Interior Bruto (PIB) hasta el 1,4%, lo que supone 1,1 puntos más de lo fijado en el vigente presupuesto de la comunidad autónoma. Así se recoge en el informe presentado al Consejo de Gobierno por el titular de este departamento, José Sánchez Maldonado, quien ha subrayado que las medidas adoptadas por el Ejecutivo andaluz para reactivar la economía y el empleo permiten modificar las previsiones.

La cifra, dos décimas superior a la que el Ministerio de Economía y Competitividad pronostica para la economía española en su conjunto, responde a la mejora de las perspectivas de crecimiento en el entorno nacional e internacional, así como a la evolución positiva de diversos indicadores de coyuntura registrados en Andalucía.
En el contexto exterior, diversos organismos internacionales como el FMI, la OCDE o la Comisión Europea, además del propio Gobierno central, han revisado al alza las previsiones de crecimiento de la economía española para este año. Así, el FMI revisó en abril al alza las expectativas de crecimiento en siete décimas hasta el 0,9%; la OCDE elevó en mayo su previsión en medio punto hasta el 1%; también en mayo la Comisión Europea pronosticó un crecimiento real del PIB del 1,1% (seis décimas superior al apuntado anteriormente en noviembre), y el Ministerio de Economía y Competitividad lo ha situado en el 1,2%, medio punto por encima del recogido en los Presupuestos Generales del Estado 2014.
De acuerdo con el informe presentado por Sánchez Maldonado, a estas buenas expectativas de evolución en el entorno se suman los efectos de las políticas que desarrolla el Gobierno andaluz para reactivar el crecimiento económico y la generación de empleo. Desde 2013, la Junta ha puesto en marcha cinco grandes iniciativas en esta línea: el Programa de Ayudas Financieras a las Pymes Industriales, dotado con 150 millones de euros; el Programa de Impulso a la Construcción Sostenible (200 millones); el Programa Empl@joven (200 millones); la firma de convenios con grandes empresas (Telefónica, ENDESA, BBVA, La Caixa y el Banco Santander) para el fomento del empleo y el emprendimiento (154,9 millones), y el decreto ley para reducir las trabas administrativas e impulsar la creación de empresas de forma rápida y gratuita.
Estas políticas están teniendo su reflejo en diversos indicadores de actividad productiva y mercado de trabajo, que muestran un mejor comportamiento que la media nacional. Así, desde la perspectiva de la oferta, destaca la recuperación de tasas positivas en la industria y los servicios, sectores que explican casi el noventa por ciento (86,2%) de la generación de valor añadido en Andalucía. Concretamente, el Índice de Producción Industrial (IPIAN) ha crecido de manera acumulada durante los cuatro primeros meses del año un 5,1% interanual en Andalucía, más del doble que en el conjunto de la economía española (2,1%). La cifra de negocios del sector ha aumentado en el primer trimestre un 5,4% respecto al mismo periodo del año anterior, en un contexto de práctico estancamiento a nivel nacional (0,5%).
De igual modo aumenta significativamente la cifra de negocios en el sector servicios, con un 4% interanual en el mes de marzo (último dato disponible), ligeramente por encima de la media española (3,9%). Destacan en este ámbito los últimos datos de la Encuesta de Coyuntura Turística de Andalucía elaborados por el Instituto de Estadística y Cartografía de Andalucía (IECA), que registran 3,9 millones de turistas en Andalucía en el primer trimestre del año, un 1,2% más que en el mismo período del año anterior.
Reactivación del consumo y el empleo
Desde el punto de vista de los componentes de la demanda, el consumo también presenta tasas positivas, como señala el índice de comercio al por menor, que crece en abril un 0,9% interanual, casi el doble del incremento observado a escala nacional (0,5%).
La buena evolución de la oferta productiva y de la demanda tiene también su reflejo en el tejido empresarial y en el mercado laboral. En el primero de estos ámbitos destaca la creación de 3.443 sociedades mercantiles durante los tres primeros meses del año en términos netos, es decir, creadas menos disueltas. Esta cifra supone un 12,9% más que en los mismos meses de 2013, además de situarse por encima del crecimiento observado en el conjunto de España (12,4%).
En el mercado laboral, la Encuesta de Población Activa (EPA) del primer trimestre señala un crecimiento interanual del 2,6% en la población ocupada andaluza, frente al descenso del 0,5% a nivel nacional. Se trata del primer dato positivo registrado en este indicador desde 2008, acompañado también de un correlativo descenso interanual del desempleo (–5,3%), que no se producía desde mediados de 2007.
Este cambio de tendencia se confirma con los datos de paro registrado y afiliación de trabajadores a la Seguridad Social de abril y mayo. Durante estos dos meses, el número de parados se redujo en 41.756 personas, lo que supone el mayor descenso de todas las comunidades autónomas y casi una quinta parte (18,7%) de la caída global nacional. Junto a ello, se contabilizaron 39.969 nuevos afiliados a la Seguridad Social.
La tasa de paro ha encadenado en Andalucía nueve meses consecutivos de bajadas interanuales, mientras que la afiliación a la Seguridad Social ha acumulado seis meses de descensos en la misma comparación respecto al año anterior.

Menú