Más de 300 menores bajo la protección de la Junta de Andalucía residen con familias de acogida en Córdoba

Más de 300 menores bajo la protección de la Junta de Andalucía residen con una familia de acogida en Córdoba, consolidándose como la medida de protección más extendida. Actualmente, un 58% de los menores tutelados participan en el programa de acogimiento familiar gracias a la colaboración de más de 200 familias cordobesas.

La delegada territorial de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María Isabel Baena, ha informado hoy del desarrollo del programa de acogimiento familiar en la provincia de Córdoba durante el primer semestre de 2014. Baena ha destacado que una de las principales áreas de trabajo ha sido el impulso del acogimiento profesionalizado, tal y como establece el Plan Estratégico de Fomento del Acogimiento Familiar.

Esta modalidad va dirigida a aquellos menores que debido a necesidades especiales requieren que su cuidado se realice por personas con formación en el ámbito social, sanitario o educativo o que cuenten con experiencia en el área de atención a la infancia. Se trata de niños y niñas con dificultades graves ocasionadas por una enfermedad, un elevado nivel de discapacidad, haber vivido situaciones de maltrato u otras problemáticas, por lo que requieren una atención específica que garantice su bienestar.

Baena ha hecho un llamamiento a la solidaridad y a la vocación de ayuda a los demás para que “estos niños y niñas dispongan al mismo tiempo del cariño de una familia y de la atención profesionalizada que requieren” y ha recordado que la Junta de Andalucía remunera el cien por cien de estos acogimientos para atender las necesidades del menor y reconocer la formación y experiencia de sus cuidadores. La remuneración oscila entre los 828 euros para familias que acogen un menor y los 1.465 euros en el caso de acoger a cuatro.

A día de hoy son cinco menores los que conviven con cinco familias a través de esta modalidad de acogimiento si bien, según la delegada territorial, el objetivo es intentar cerrar el año con nueve acogimientos profesionalizados constituidos. De ahí la importancia de incorporar nuevas familias a este programa.

Apuesta por el acogimiento

El programa de acogimiento familiar además de impulsar el profesionalizado está trabajando en la consolidación de las otras modalidades de acogimiento. En total, en la provincia de Córdoba hay 306 niños en situación de acogimiento familiar, de los que 286 son tutelados por la Junta de Andalucía. De ellos, un 63% conviven con su familia extensa (tíos, abuelos, hermanos, etc.) y el 37% lo hace con familias ajenas.

Esto supone que el acogimiento familiar continúe siendo la medida de protección mayoritaria ya que se benefician de ella prácticamente seis de cada diez menores que se encuentran bajo la tutela de la Junta de Andalucía. Se va cumpliendo, en palabras de Baena, el objetivo de “sumar nuevas familias y reducir la institucionalización de los menores gracias al buen funcionamiento de iniciativas como el acogimiento de urgencia que permite a 11 niños y niñas entre 0 y 7 años convivir con una familia sin haber tenido que pasar por un centro de protección”.

No obstante, según la delegada territorial hay que tener muy presente que “actualmente más de 40 niños y niñas que residen en centros de protección son susceptibles de beneficiarse de un acogimiento por lo que debemos extremar los esfuerzos para que poco a poco todos ellos cuenten con una familia que los acoja”

Para garantizar el funcionamiento de este programa y la cobertura de las necesidades de los menores acogidos la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales ha destinado más de 420.000 euros durante el primer semestre de 2014 a financiar la remuneración de los acogimientos.

Información sobre el Programa

La Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales dispone de una línea telefónica (902-102-227), en la que un equipo de profesionales proporciona a las personas interesadas toda la información que necesiten sobre el programa de acogimiento y cómo se puede colaborar con esta medida de protección de la infancia.

Las familias interesadas deben obtener una declaración de idoneidad para realizar el acogimiento, un estudio de carácter gratuito que elaboran equipos de profesionales a través de sesiones informativas y formativas, y entrevistas psicosociales. En la provincia de Córdoba es la Asociación de Voluntarios de Acción Social (AVAS) la institución colaboradora encargada de desarrollar este trabajo.

Posteriormente, una vez iniciado el proceso de acogimiento, al igual que ocurre con la adopción, un equipo de profesionales se encarga también de hacer un seguimiento de la situación del menor y de dar apoyo a la familia.

El acogimiento familiar es la convivencia e integración de un niño o una niña en una familia, cuando deben ser separados de sus padres o tutores. Se evita de esta forma su estancia en centros de protección, les permite desarrollarse en una familia y mantener su vinculación con sus padres y madres y hermanos y hermanas. El acogimiento familiar es incompatible con el acogimiento preadoptivo o la adopción, que conllevan la ruptura de vínculos del menor con su familia biológica.

Existen varias modalidades de acogimiento: simple, cuando se prevé una reinserción a corto plazo del menor con la familia biológica, y tiene un plazo máximo de dos años. Y permanente, cuando la situación de la familia biológica aconseja una integración más duradera con otra familia y que puede llegar hasta la mayoría de edad del menor. SHAPE SHAPE  

Menú