Rider (PA) denuncia que «la decisión de la UE deja al campo andaluz en una situación peor si cabe»

Los andalucistas piden a la Agencia de Información y Control Alimentario (AICA) que investigue las prácticas de intermediarios y grandes cadenas para evitar la especulación con los precios que viene ocurriendo.

El Partido Andalucista ha alertado esta mañana, en boca de su secretaria territorial en Córdoba y candidata al parlamento andaluz, Mª José Rider ,sobre los efectos en Andalucía de la supresión por parte de la UE de las ayudas agrícolas de urgencia para paliar los efectos del veto ruso. “El veto ha provocado la caída de los precios de origen de algunos productos hortofrutícolas andaluces hasta un 50%, mientras los precios finales no bajan”, ha dicho el Secretario general de los andalucistas.


El Partido Andalucista se ha manifestado hoy sobre la suspensión por parte de la Unión Europea de las ayudas puestas en marcha para paliar los efectos del veto ruso. La UE había puesto en marcha un plan de ayudas dotado con 125 millones de euros con dos objetivos principales: financiar la retirada de los productos ya en el mercado, así como la no cosecha. Finalmente el pasado miércoles día 10, la UE anunciaba la suspensión del plan de ayudas ya que, según el ejecutivo comunitario, los mercados siguen “relativamente” estables, además de que Polonia copa el 88% de las solicitudes, lo cual ha levantado las sospechas de la UE.

La decisión europea repercute en el sector hortofrutícola andaluz del siguientemodo: Hay 15 operaciones de retirada de productos, que afecta a más de 50.000 kilos de diferentes géneros. También se han visto perjudicadas cinco notificaciones de no cosecha o cosecha en verde, por varias hectáreas de pepino y tomate.

Rider ha manifestado que “la supresión de estas ayudas van a suponer un auténtico mazazo para Andalucía, que ya en 2013 era la tercera comunidad en exportación de productos hortofrutícolas a Rusia, con un volumen de casi 30 millones de euros”. Según los datos que maneja el líder andalucista, las peras, manzanas y ciruelas andaluzas han perdido entre el 40% y el 50% del valor de su precio de origen, lo que ya está por debajo de los costes de producción, y los precios finales no han variado. “Además, el Índice de Precios Origen – Destino, revela que nuestros
melocotones y nectarinas multiplican su precio por 10 desde el precio de origen hasta el precio de la tienda” insiste Rider.

Finalmente, la dirigente andalucista se ha referido a las organizaciones agrarias andaluzas, y se ha sumado a la petición de COAG Andalucía de que la Agencia de Información y Control Alimentario (AICA) investigue las prácticas de intermediarios y grandes cadenas durante este proceso, para evitar la especulación con los precios, que según María José “se está dando”.

Menú